Impulso hacia una nueva etapa estudiantil

1590052564_Impulso-hacia-una-nueva-etapa-estudiantil.jpg



Desde tempranas horas de la mañana, Joanne Jovet no se despega de su computadora o de su teléfono. Durante el día, la consejera escolar lo mismo recibe llamadas o mensajes de jóvenes estudiantes preocupados por su futuro académico como de situaciones de ansiedad debido al encierro que el país enfrenta ante la emergencia salubrista provocada por el COVID-19.

Y en medio de la pandemia, la encomienda de Jovet —quien lleva unos 19 años trabajando como consejera escolar en la Escuela Libre de Música en Hato Rey— se ha reformulado ante las diferentes situaciones que encaran los estudiantes en medio de la crisis. Las graduaciones y los proms se pospusieron y las actividades de orientación hacia las universidades se han trastocado debido a la crisis de salud. Pese a esto, Jovet contó que estima que su carga de trabajo no ha cambiado, pero que en esta ocasión, se mantiene on-call por espacio de unas 12 horas al día ya que las dificultades y preocupaciones de sus estudiantes pueden surgir en diferentes momentos.

En un día regular de clases su oficina siempre está llena de estudiantes. Hoy, esas visitas a su despacho se convierten en incontables llamadas y mensajes.

“He trabajado en el manejo de crisis de estudiantes por ansiedad, ya sea por el encerramiento, por adaptarse a las clases en línea, la distribución del tiempo, preocupación por sus notas, trámites hacia la universidad, problemas familiares, carencia de cosas y el desempleo de los padres”, mencionó Jovet sobre las preocupaciones que expresan sus estudiantes.

Indicó que presta especial atención a los estudiantes de duodécimo grado ya que estos están próximos a dar el salto hacia las universidades y algunos han mostrado inquietudes sobre los trámites que necesitan de cara a su primer año. Narró que en días recientes despojó de incertidumbre a uno de sus estudiantes que no lograba comunicarse con la institución a la que fue admitido. Jovet, en cuestión de minutos, intervino y alcanzó contactar a la universidad. Destacó además que pese al desasosiego, mantiene estrecha comunicación con las universidades a las que sus estudiantes fueron admitidos.

Adicional a ofrecerle su número de celular a todos sus estudiantes, Jovet comentó que también mantiene una página de Facebook —titulada Personal de Apoyo de la Escuela Libre de Música— para que sus estudiantes se mantengan informados y orientarlos sobre el manejo de estrés y ansiedad ante la emergencia sanitaria.

Y aunque tienen esperanzas de que puedan realizarle el prom a sus estudiantes graduandos en un futuro, la consejera sostuvo que continúan realizando actividades virtuales para sus estudiantes como un Día de Logros y la celebración del Cuadro de Honor en línea. Asimismo, los recitales musicales de sus estudiantes ya no se ofrecen en aulas cerradas y ahora comparten sus melodías no sólo con sus maestros, sino con el resto del país por medio de Facebook Live.

“Nuestra facultad continúa trabajando como si estuviera en la escuela aunque es difícil de adaptarse porque no es lo mismo”, mencionó Jovet.

Si bien esa fase final para compartir entre compañeros de clases se vio tronchada debido a la pandemia, Jovet no titubeó en apostar al impulso de sus estudiantes para continuar hacia a una nueva etapa estudiantil. “Es muy importante mantenerse positivos porque a pesar de las dificultades los estudiantes han demostrado que son capaces de adaptarse a cualquier cambio. Su esfuerzo, responsabilidad y compromiso hace que se puedan lograr las metas propuestas”, señaló.





Source link

Share this post

scroll to top