Estudio revela la maltrecha economía de los universitarios

1590031420_Estudio-revela-la-maltrecha-economia-de-los-universitarios.jpg



La emergencia del COVID-19 también ha impactado a los universitarios, de acuerdo con un estudio de la entidad sin fines de lucro Mentes Puertorriqueñas en Acción.

La entidad encuestó a 535 universitarios sobre cómo se han afectado económica mente por la pandemia. Un 59.4% de los participantes dijo que antes de la cuarentena sus ingresos eran de menos de $500.

De acuerdo con Mentes Puertorriqueñas en Acción, la mayor parte de los estudiantes que contestaron la encuesta provienen de la Universidad de Puerto Rico (UPR), la Universidad Ana G. Méndez, la Universidad Católica de Puerto Rico y la Universidad Interamericana.

Tras la cuarentena, esa situación económica se agudizó. Un 26.5% indicó haber experimentado una reducción en sus horas de trabajo. El estudio también reveló que la tasa de desempleo entre los encuestados asciende a 42.6%.

El informe también recoge el impacto económico sentido por la población estudiantil, cambios en cuanto a situación de vivienda, retos de continuar sus estudios, y obstáculos que enfrentan para continuar el progreso de sus planes profesionales.

Les podría interesar:

De los datos se desprende que más de dos tercios de los estudiantes han visto una reducción en sus ingresos económicos. Parte de estos estudiantes quedaron desempleados, mientras que otros han sufrido una disminución en sus horas laborales. Dado que más de un tercio de los estudiantes se mudaron con algún familiar, la carga económica ha afectado también a las familias de los universitarios.

Según Luis Ferrán Colón, estudiante de economía de la UPR y parte del equipo que trabajó en el informe, los sectores en los que trabajan los estudiantes y jóvenes tienden a ser los sectores más afectados por la cuarentena.

“La mayoría de los jóvenes comienzan a adquirir experiencia laboral en trabajos de servicio al cliente y venta al detal, y estos son algunos de los campos que más se tardarán en recuperarse”, indicó Ferrán Colón.

 

Efecto en la movilidad social

 

Según Alejandro Silva Díaz, Director Ejecutivo de Mentes Puertorriqueñas en Acción, “la pérdida de oportunidades y adquisición de experiencia representa un mayor reto para que los jóvenes progresen en el desarrollo de sus carreras”. El informe destaca que un 42.4% de los encuestados expresó haber perdido alguna oportunidad de un nuevo empleo, mientras que 20.5% ha perdido oportunidades de desarrollo académico como conferencias, 20% oportunidades de investigación, y 16.4% oportunidades de internados.

A pesar de que la mayoría de los estudiantes han podido continuar sus cursos académicos, el acceso a tecnología ha representado un reto adicional que los estudiantes deben enfrentar. Uno de cada cuatro estudiantes reveló que su principal fuente a los cursos no es la más óptima para la tarea, mientras que un 34.4% expresó tener dificultad con el acceso a internet.

Una preocupación particular que surge es que jóvenes que estaban a punto de insertarse en el campo laboral, enfrentan un obstáculo al paralizarse los procesos de tomar licenciaturas, certificaciones y reválidas. “Este dato es preocupante ya que las profesiones que generalmente requieren la toma de estas pruebas son trabajos en el campo de la salud y derecho, que son esenciales para combatir la pandemia y sus efectos” expresó Silva Díaz.

Incluyen recomendaciones

Mentes Puertorriqueñas en Acción discutió los resultados de la encuesta y sus recomendaciones en una transmisión a través de sus redes sociales el día de hoy. En esta, explicaron que la organización cuenta con grupos de trabajo compuesta por jóvenes a los que llaman “Laboratorios de Acción Cívica”, y los cuales estarán desarrollando proyectos para atender las necesidades de la población.

Las recomendaciones incluidas en el informe incluyen enfatizar en la transición de trabajos remotos, el desarrollo de oportunidades de trabajo y pasantías durante el verano, mejorar el acceso a internet, garantizar procesos de orientación efectivos y articular soluciones para que los jóvenes profesionales puedan tomar sus licenciaturas y reválidas.

 

Les recomendamos:





Source link

Share this post

scroll to top